Twitter, no afloja el paso

El mes más reciente ha resultado un tanto devastador para los alcistas de Twitter, puesto que la compañía se ha convertido en una de las que peor actuación ha venido ofreciendo en el S&P 500, luego de haber caído cerca de un 20% durante el periodo. De ahí que la última venta masiva que hemos podido apreciar, haya suscitado nuevas preocupaciones sobre la estabilidad de uno de los gigantes de los medios de comunicación social, luego de haber vivido años de bajo rendimiento.

Esta última venta masiva de la cual hemos sido testigos inicio luego de que Michael Nathanson, el detractor más famoso de Twitter se encargara de advertir la semana pasada acerca del gasto de la compañía y como es que este va a dispararse para lo que resta del presente año y probablemente se termine extendiendo hasta 2019. Twitter anunció un gasto del 0% en el primer trimestre y un aumento del 3% para el segundo, aunque en nota a los clientes el socio y fundador de MoffettNathanson argumentaba que estas cifras no ofrecían un panorama real: "Tras estudiar a fondo los últimos 10 trimestres, podríamos afirmar que el auténtico crecimiento subyacente del coste ha sido considerablemente mayor en un rango de entre el 13% y el 15%. Dada la extrema necesidad de Twitter de mejorar la seguridad de la plataforma e invertir en más contenido de vídeo, creemos que los gastos van a aumentar tras la última mitad del año y en 2019".

No olvidemos que para julio, las acciones de Twitter alcanzaron máximos no vistos antes, en cerca de los 48 dólares previo a la decepción de resultados del segundo trimestre, con lo que las acciones de la empresa se desplomaron en un 27%. Estos números son importantes, para poder proporcionar una base sólida a la compañía, luego de que desde su salida a la bolsa en 2013, no fue capaz de registrar beneficios hasta el cuarto trimestre del 2017, marcando un punto de inflexión para la compañía, puesto que empezó a ser rentable gracias al incremento en sus usuarios así como los recortes de gastos.

Twitter se mantendrá con nosotros

Actualmente las compañías de redes sociales se encuentran atravesando un momento difícil, no sólo se trata de Twitter, sino también de Facebook así como Google; estas compañías ahora mismo viven una presión para mejorar la seguridad de su red, eliminar las noticias falsas en sus plataformas y evitar que los extranjeros influyan en resultados electorales, tal como en la situación vivida en las últimas elecciones de los Estados Unidos. Por si fuera poco, esta semana varios ejecutivos de estas mismas compañías testificaran en una audiencia del Comité de Comercio del Senado por el tema de salvaguardias para la protección de datos de los consumidores. Por su parte Twitter ha redoblado esfuerzos para atender estas demandas, lo que posiblemente reducirá la rentabilidad a corto plazo, pero que será positivo para los inversores de largo plazo, convirtiendo a la plataforma en una que sea más aceptable tanto para los anunciantes y los usuarios.

Video y app móvil

El contenido en video, ha sido la estrategia que mejor le ha funcionado a su director ejecutivo Jack Dorsey por lo tanto se seguirá vendiendo como el atractivo para los anunciantes. Lo que permitirá que consigan más ingresos por publicidad. El contenido destacado en tiempo real así como las asociaciones con servicios de video, han ido posicionando a la empresa como una red de difusión así como de comunicaciones, con lo que se complementan otras formas de comunicación, tal como lo es la televisión.

Artículos similares

19-Apr-18 21:20

Estados Unidos a la búsqueda de acuerdos con Asia

Cuando en días pasados se vaticinaba una guerra comercial entre China el gigante asiático y los Estados Unidos. Nadie hubiera apostado porque apenas

20-Nov-18 14:32

Caos en el sector de chips

Es época de resultados trimestrales y un sector al que ahora le ha tocado hacer frente a esta etapa, es al de los chips y el tercer trimestre del 201

07-Aug-18 16:28

China y Corea del Norte enfrentan a Estados Unidos

Ha llegado el momento para que en esta guerra comercial librada entre Estados Unidos y China, el gigante asiático pase a la ofensiva y es que ahora m